English
Español
Français
Deutsch

5898 supporters





Para participar en otras campañas de la UITA pulse aquí.


Fecha de actualización : 18-Jan-2018

Status: closed

© 2018 IUF

This campaign is now closed.
Diese Kampagne ist abgeschlossen.
Cette campagne est close.
Esta campaña ha terminado.
Kampanjen er avsluttet.

¡Coca-Cola le da el sabor Zero derechos a los Juegos Olímpicos de Invierno de 2018!

Coca-Cola es uno de los patrocinadores principales de los Juegos Olímpicos de Invierno de este año, una gran oportunidad para que la compañía de bebidas más grande del mundo promocione sus marcas, sus imágenes y sus ventas. Desde marzo de 2015, la embotelladora exclusiva de Coca Cola en Australia, Nueva Zelanda y el Pacífico Sur, Coca-Cola Amatil ("El poder detrás de las marcas favoritas de nuestra región"), ha estado ocupada atacando derechos. No debería haber lugar para Zero Derechos en los Juegos Olímpicos.

Desde 2015, los trabajadores de las operaciones de Coca-Cola Amatil en Indonesia han estado tratando de formar sindicatos independientes. Cuando los trabajadores de las operaciones de Coca Cola en Java Occidental formaron un sindicato y lo registraron legalmente, el presidente del sindicato, Atra Narwanto, fue suspendido y posteriormente despedido e impedido de reunirse con sus miembros. Cuando los trabajadores de otra planta en Java Central formaron y registraron un sindicato en febrero de 2017, el presidente del sindicato, Lutfi Ariyanto, fue trasladado, luego suspendido y después despedido formalmente a fines del año pasado. Los trabajadores son presionados para retirar su apoyo a sus organizaciones y sus sindicatos son excluidos del proceso de negociación colectiva.

Casi veinte años después de que Indonesia se liberara de una opresiva dictadura militar, los trabajadores de Coca-Cola Amatil en Indonesia todavía esperan que lleguen derechos democráticos al lugar de trabajo.

Pueden utilizar el siguiente formulario para enviar un mensaje a Coca-Cola Company en Estados Unidos y a Coca-Cola Amatil en Australia, diciéndoles que respeten los derechos, reincorporen a los dirigentes sindicales despedidos y negocien de buena fe. El mensaje figura primero en inglés, luego en español.